angle-left null ¿Estar afiliado tiene algún valor?
Las cajas de compensación familiar pagan la cuota monetaria del subsidio familiar a los trabajadores afiliados a partir de los aportes que realizan los empleadores, por lo tanto su reconocimiento está sujeto a que se hagan las contribuciones respectivas.

Se deduce que la caja de compensación debe velar porque las empresas cancelen correctamente los aportes, en este caso, la empresa debe cancelar el 25% del total de los aportes mencionados durante el tercer año a partir del inicio de su actividad económica, y la caja de compensación debe cancelar la cuota monetaria en proporción al aporte, el cual sería el 25%, como lo establece taxativamente la ley.